Simples trucos para la ropa

Imagen de Luisa de la Borda
Enviado por: Luisa de la Borda

En este nuevo artículo de Hogar Total daremos algunos simples trucos para la ropa. Son algunos consejos y tips fáciles de realizar que te ayudarán a cuidar de tus prendas de vestir. Sin mayor esfuerzo, mantendrás tu ropa en óptimas condiciones acelerando el trabajo a la hora de acomodarla o guardarla. 

La ropa arrugada se soluciona sin planchar

Si estás apurada y te acabas de dar cuenta que la camisa o blusa que te ibas a poner está arrugada y no tienes tiempo para sacar la plancha, esperar que caliente y planchar tu ropa, esta solución te va a venir como “anillo al dedo”.

Lo que tienes que hacer es estirar la camisa y humedecer las zonas arrugadas, para ello utiliza una botella de spray con agua. Luego, cuelga la prenda y deja que seque. Esto lo puedes hacer el día anterior o quince minutos antes de salir para que la ropa esté completamente seca cuando te la pongas.

A medida que se seque la prenda, desaparecerán las arrugas. Lo que parecía tan difícil tiene una solución práctica y fácil.

Vuelve a colocar el cordón

Es horrible cuando tienes un pantalón de buzo o un sweater con capucha y el cordón se desprende. No se si te habrá pasado pero es súper complicado volverlo a poner, aunque con este nuevo truco para la ropa ya no es más así.

Lo único que necesitas es un sorbete (también conocido como; pajita, pajilla, cañita o pitillo) y una engrapadora. Pasa el cordón por la pajilla y engrápalo. Luego, introduce la pajilla en el orificio (de la capucha o pantalón de buzo) hasta que salga del otro lado. Luego retira el sorbete y listo.

Esto te tomará pocos minutos y es una opción mucho más práctica que utilizar un bolígrafo, además evitarás las manchas en tu ropa.

Devuelve la vida a tus zapatos

Este consejo será sobre todo útil para los hombres, ya que si tienes por ahí unos zapatos tipo Converse u otros con suela blanca muy usada y tan sucias que crees que no tienen solución, le puedes devolver la vida limpiándolas con bicarbonato de sodio.

Utiliza un cepillo de dientes viejo y con una mezcla de bicarbonato de sodio y detergente de ropa empieza a limpiar los zapatos. Cuando hayas terminado, enjuágalos y deja que sequen toda la noche. Coloca papel periódico dentro de ellos para que no pierda la forma.

¿Te sirvieron estos simples trucos para la ropa? ¿Tienes alguno para compartir?

anterior Diseño de espacios más prácticos siguiente Cómo decorar la casa al estilo escandinavo

Artículos recomendados

Comentarios