Cuidados para una casa de playa

Cuidados-para-una-casa-de-playa-2.jpg iStockphoto/Thinkstock

La casa de playa merece un cuidado diferente al que le damos a nuestro hogar en la ciudad, pues la misma está expuesta a diversas condiciones que pueden dañar su estructura. Desde la simple pintura de las paredes hasta los cimientos de la casa están expuestos a la acción del viento, el sol y la sal del medio ambiente, y esta acción continua a la larga puede causar destrozos que se pueden prevenir con ciertas medidas de precaución.

Los cuidados para una casa de playa no son difíciles de realizar; lo que debes mantener siempre presente es la constancia en el mantenimiento para evitar que tu hogar en la playa sufra daños.

Daños más comunes en casas de playa

Los daños más comunes que pueden ocurrir en una casa de playa se dan en el exterior de la misma, ya que la exposición continua al sol hace que la pintura se degrade y pierda su tonalidad original.

Además, la sal puede penetrar en las bases metálicas, lo que causa corrosión y debilitamiento de las mismas.

Si la casa está hecha de madera, con el tiempo la acción del viento, la arena y la humedad pueden debilitar la estructura, por lo que la prevencióny los cuidados se hacen necesarios para evitar el colapso de algún ambiente.

Cuidados-para-una-casa-de-playa.jpg Gary Faber/Digital Vision/Thinkstock

Es así que, además de los cuidados regulares de todo hogar,  una casa en la playa requiere cuidados extra para su mantenimiento y así evitar gastos y trabajo extra sin necesidad.

Una de las cosas que debes tomar en cuenta es la frecuencia de uso que se le da a la casa, pues dependiendo de tu tiempo y de las estaciones debes apartar el tiempo necesario y tomar las previsiones necesarias para su cuidado. 

Previsiones para las casas de playa

Humedad

La playa es un área de humedad por excelencia, y de una forma u otra ésta logra entrar a nuestra casa. Lo ideal es ventilarla para evitar que esta pueda causar malos olores y daños en algunos rincones de la casa.

Si debes dejar la casa de playa cerrada durante un largo tiempo y deseas evitar el olor desagradable que suele dejar la humedad, puedes colocar recipientes pequeños llenos de vinagre blanco o bicarbonato de sodio en cada habitación.

Cuando tengas que utilizar la casa, solo deberás abrir las ventanas para que entre un poco de aire y colocar incienso o velas empapadas en aceite esencial para tener un aroma agradable en casa.

Otro punto del que debes estar pendiente lo conforman las posibles goteras y/o puntos de filtración que se puedan formar, pues en la playa estos problemas suelen prosperar muy rápido gracias a la acción del salitre.

Pisos y paredes

Cuidados-para-una-casa-de-playa-1.jpg iStockphoto/Thinkstock

Lo más recomendable es colocar pisos de cerámica tanto en suelo como en paredes, ya que así es más fácil la limpieza y se evitan los daños por la acción de la arena y la sal. Si optas por pisos de madera, ésta debe ser lo más rústica posible para soportar el ambiente; lo mismo aplica para los muebles.

Evitar la arena

Es ideal contar con una ducha externa para evitar llevar a la casa más arena y sal de la que normalmente entran. Asimismo, debes barrer a diario para disminuir la acción de la arena sobre tus muebles y pisos, y enjuagar aquellos muebles exteriores para conservarlos por más tiempo.

Cuidados-para-una-casa-de-playa-3.jpg Ron Chapple Studios/Thinkstock

Y bien, ¿tienes una casa en la playa? ¿Qué otros cuidados para una casa en la playa agregarías a este listado? 

Artículos recomendados

0 Comentarios

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.