Cómo cuidar el césped de los topos y del musgo

como-cuidar-el-cesped-1_0.jpg iStock/Thinkstock

El sol brilla para todos y posibilita que disfrutemos al máximo de nuestro jardín. Pero, ¿cómo debemos hacer para cuidar el césped durante los meses de calor? Veamos algunos trucos y consejos para proteger la hierba del jardín de los topos o del musgo, y mantener así un bonito jardín durante la primavera y el verano.

Cuándo cortar el césped del jardín

En los meses de mayo y junio, período cálido y húmedo, conviene cortar la hierba del jardín al menos una vez a la semana. De esta forma, la hierba se ramifica en vez de crecer en altura. También es en primavera cuando conviene abonarla. Se deben arrancar las malas hierbas desde que empiezan a crecer, sobre todo antes de que se desarrollen y se extiendan por el resto del jardín.

como-cuidar-el-cesped-2_0.jpg Ingram Publishing/Thinkstock

En verano, habrá que cortar la hierba menos corta con el fin de que la humedad permanezca más tiempo sobre el césped.

Cómo eliminar musgo del césped 

El musgo puede aparecer en la hierba por culpa de una tierra más ácida, demasiado compacta, falta de luz y de abono, o por culpa de la humedad. Para eliminar el musgo hay que proceder a la escarificación del suelo: existen escarificadores manuales o eléctricas en función de la superficie.

como-cuidar-el-cesped-3_0.jpg iStock/Thinkstock

¿Cómo funciona? Se trata de cavar en el suelo una serie de surcos finos para eliminar el musgo y ventilar el suelo. Después, se recubre el suelo con mantillo y si fuera necesario se siembra césped otra vez, en las partes más dañadas.

Segunda solución: el uso de sulfato de hierro. Una vez que el musgo se ha secado, se utiliza un rastrillo de dientes apretados para raspar el suelo y quitarlo.

Trampas para eliminar topos del jardín

Los topos son especialistas en invadir la hierba del jardín, pero existen medios muy eficaces para eliminarlos. Conviene saber que se puede utilizar la tierra de los montículos para transplantar otras flores.

como-cuidar-el-cesped-4.jpg BananaStock/Jupiterimages/Thinkstock

El uso de trampas con pinzas, tubos, entre otros métodos, puede funcionar. También se utiliza gas PH3. Consiste en introducir generadores de gas en forma de pastillas en las galerías. Estas pastillas reaccionan con la humedad y forman tapones de PH3 hasta de 1 m. Esto provoca la asfixia del topo. El gas PH3 presenta pocos riesgos en estas pastillas, puesto que su concentración es débil, sin embargo se trata de un gas tóxico y su uso debe hacerse con mucho cuidado.

Otro tipo de soluciones menos agresivas y más naturales para combatir a los topos del jardín son los sistemas de petardos que se fijan al suelo para alejar a los topos, gracias al ruido que ocasionan. Un truco natural puede ser tener un gato en casa: basta con echar la tierra en la que el gato hace sus necesidades en las galerías de los topos para que estos se vayan.

Cuidar la hierba del jardín puede convertirse en una tarea divertida y bonita. Basta con echarle imaginación y tener en cuenta ciertos cuidados del césped según la época del año, para que siempre esté en perfectas condiciones para disfrutar en familia de un buen día de sol. 

Artículos recomendados

0 Comentarios

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.