Aprende cómo lavar un acolchado de plumas

como-lavar-un-acolchado-de-plumas-1.jpg Milos Tasic/iStock/Thinkstock

Tener un edredón de plumas es muy acogedor para pasar fríos inviernos, pero a la hora de lavarlo se convierte en un dolor de cabeza. Las etiquetas por lo general recomiendan lavar en seco y nunca mojarlo o colocarlo en la lavadora, así que es entendible que te preguntes cómo lavar un acolchado de plumas. En este artículo te contamos cómo hacerlo en tu casa y sin estropearlo. 

La mejor alternativa disponible para lavar un acolchado de plumas es llevarlo a una lavandería, el problema de esto es que por lo general, el costo del lavado es prácticamente el mismo del edredón si decidieras comprarlo nuevo, con lo cual no se justifica el gasto. Pero existe una alternativa.

Consejos para lavar un acolchado de plumas

Hay quienes aconsejan que un edredón puede lavarse una vez cada cinco años, de lo contrario se correría el riesgo de que encoja entre un 3% y un 5%. Además de que las plumas perderían su aceite natural.

Si decides lavar tu edredón o acolchado, primero comprueba que todas las costuras se encuentren sanas. De haber roturas antes deberás coserlas.

como-lavar-un-acolchado-de-plumas-2.jpg Susan Law Cain/iStock/Thinkstock

Puedes lavar tu acolchado en la lavadora. El programa ideal es el de tejidos delicados y el agua debe ser templada. Coloca el jabón disuelto en agua y bien mezclado, si tienes posibilidad porque tu modelo de lavadora así lo permite, introduce el jabón y deja que se mezcle bien en el agua durante dos minutos para luego introducir el acolchado de plumas. Coloca unas zapatillas blancas y no muy sucias para contribuir al balance de la lavadora.

Si el programa de la lavadora cuenta con una opción de enjuague adicional, actívala. No te preocupes si antes de que el edredón esté seco sientes un olor extraño como a pelo mojado; se irá a medida que seque.

Para finalizar, coloca tu edredón dentro de la secadora y haz el proceso al menos dos veces, luego tiéndelo al sol. No cuentes con que estará totalmente seco antes de que hayan pasado 3 horas. Si no queda bien seco podría llenarse de moho y quedar arruinado por completo, por eso es importante que esté bien seco al momento de guardarlo.

¿Cómo lavas tu acolchado de plumas? Cuéntanos tus soluciones. Sigue en Hogar Total para aprender más consejos para cuidar la ropa de cama.

Artículos recomendados

0 Comentarios

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.